Aprende todo lo necesario para Satisfacer a una Mujer

10 Reglas para el Sexo Anal – Parte 2 de 2

Continuando con nuestro artículo “10 Reglas del Sexo Anal” te traemos la segunda parte, esperamos la disfrutes, y si no leíste la primera, da click aquí.

6. La estimulación anal puede llevar al orgasmo

Una minoría de mujeres puede responder orgásmicamente al sexo anal sin estimulación directa del área genital.

Parte de lograr los orgasmos a través del sexo anal se debe a la mezcla de sensaciones y fantasías, pero algo si es cierto, la forma más segura de no tener un orgasmo con estimulación anal es la determinación de tener uno.

La próxima vez que tengas sexo anal con tu pareja ten en cuenta mezclar la estimulación genital directa y anal, así como ayudar a que tu pareja se sienta libre de fantasear con la situación y sobretodo dile que no se sienta forzada a tener un orgasmo, si no simplemente que disfrute.

7. El tipo de alimentación y dieta contribuye al disfrute del sexo anal

Tener una digestión adecuada así como evacuación de desechos constante son de las principales funciones del ano y el recto, por lo que una dieta rica en fibra ayudará a esto.

Una dieta baja en fibra o una persona con problemas de estreñimiento ocasionará evacuaciones forzadas por lo que podría llegar a dañar los tejidos del ano, inclusive al punto de llegar a una fisura o peor.

Esto lo único que causara serán molestias y dolor en la zona evitando poder disfrutar el sexo anal.

8. Existen diferentes reglas de higiene para la vagina y el ano.

Debido a que el pene tiene la posibilidad de penetrar tanto la vagina como el ano, muchas personas creen que su cuidado y limpieza es similar.

Es importante destacar que a pesar de que ambos están compuestos de tejido suave y son capaces de expandirse, son totalmente diferentes.

En primera instancia el ano, en comparación con la vagina, no es recto , este tiende hacia una curva casi a pocos centímetros de la entrada por lo que es importante tener cuidado en la penetración.

De igual forma, el ano no lubrica como la vagina, por lo que bastante lubricante es requerido en esta zona, y la saliva no es la mejor opción para esto.

Es importante saber, que a pesar que la función principal del ano es la evacuación de desechos, estos no son almacenados en esta zona hasta momentos previos a la evacuación, pequeños restos podrían permanecer en el ano posteriores a la evacuación si estos no están bien formados.

Una evacuación y una ducha previa al sexo anal será más que suficiente para eliminar la preocupación de la higiene, aunque la idea de “suciedad” es para muchos lo que les causa excitación.

Por último, después de una sesión de sexo anal deben de limpiarse ambos y evitar tener contacto genital hasta después de un día o de una ducha, esto con el fin de minimizar lo más posible los riesgos de una infección.

9. El sexo anal no necesariamente es un acto de dominar y someter

Existe una falsa idea asociada con el sexo anal y la sumisión, pero la realidad está lejos de esto.

Quizás para muchos, si sea una fantasía el dominar a su pareja y realizar sexo anal, pero es justamente esto, una fantasía de algunos, no la regla general.

Esta idea entorno al sexo anal hace que muchas mujeres se estresen innecesariamente, llevando a una contracción involuntaria de los músculos  lo cual podría causar dolor innecesario durante el acto.

10. El sexo anal puede ser perfectamente seguro, inclusive benéfico.

Los tabús que existen en contra del sexo anal esta principalmente infundados por la idea de que es inevitablemente peligroso. Pero ninguna herida puede provenir de la estimulación anal si ambos se reúsan a tolerar el dolor.

Recuerda que al mínimo indicio de dolor, es un indicador de que algo se esta haciendo mal y es necesario parar.

Todos los riesgos que existen sobre las enfermedades de transmisión sexual, son una amenaza real inclusive con el sexo anal. Sífilis, Gonorrea, VIH, herpes, etc., afectan de igual manera el ano como a la vagina y pene .

Es recomendable tomar las mismas precauciones tanto como en la penetración anal como vaginal, el condón es sumamente recomendable, además de que ayuda a reducir otro tipo de infecciones de bacterias que viven en el ano y disminuye la fricción en la zona.

Nuestra recomendación es que el sexo anal sólo sea practicado ocasionalmente y no se convierta en algo regular, y cuando se realice se tomen todas las precauciones de limpieza y seguridad que hemos mencionado previamente.

Todo lo anterior es tan sólo unas reglas que te ayudarán a disfrutar el sexo anal, si quieres más información te sugerimos que leas nuestros artículos: Sexo anal, Todo lo que quisiste saber parte 1, parte 2 y parte 3.

Si te gusto este artículo únete a las más de 2,500 personas que reciben nuestras actualizaciones en su email.

Escribe tu email:

IMPORTANTE: Una vez ingreses tu email, te enviaremos un correo de confirmación que es necesario que aceptes para poder enviarte las actualizaciones.

Comment (1)

  1. Javier
    agosto 8, 2012 a 11:40 am ·

    Que bueno que encontré este articulo que esta súper sencillo por que quiero tener sexo anal pero no sabia como

Regresar arriba