Aprende todo lo necesario para Satisfacer a una Mujer

6 Zonas Erógenas de una Mujer que no conocías

El cuerpo de una mujer en su totalidad es una maquina sexual, desde punto de vista oriental gracias a que la mujer es capaz de dar a luz todos los misterios de la sexualidad humana giran entorno a ella, desde el punto de vista occidental el cuerpo de una mujer tiene una mayor sensibilidad por lo cual lo hace ideal para sentir hasta el más pequeño estimulo, no importa que perspectiva le des, lo que importa es que conozcas como hombre que tu pareja tiene otros puntos de excitación mas allá del cuello y las orejas.

En este artículo te traemos 6 zonas erógenas que quizás no conocías o sabías siquiera que podían excitar a una mujer.

  1. Muñecas. Así es, aunque no lo creas la parte interna de las muñecas es un punto de gran excitación para muchas mujeres, parecería extraño pero funciona y muy bien, haz la prueba con tu pareja, si quieres excitarla en público sin que se note muy “atrevido”, inicia acariciando suave pero firme la parte interna de las muñecas, justo donde se encuentra la mayor cantidad de venas y arterías, de ser posible bésalas lentamente, haciendo pequeñas succiones en ellas, hazlo con determinación como si estuvieras besando su cuello para excitarla, de otra forma parecerá que tiene una mancha de dulce y se la quieres limpiar con la lengua.
  2. Parte interior del codo. El codo es la parte más dura del cuerpo humano y sin embargo, la parte interior del mismo es una parte sumamente excitante para la mujer si sabes como acariciarla. Esta parte es ideal para los momentos cuando ella aún esta vestida y quieres tomarte tu tiempo para excitarla completamente, puedes empezar con las muñecas para luego subir lentamente a la parte interna del codo, si lo haces bien, en menos de lo que piensas te estará pidiendo que le arranques la ropa.
  3. Parte interior de la rodilla. Este es un punto ideal de partida si deseas empezar a dar sexo oral, al igual que la parte interna del codo, la parte interna de las rodillas puede llegar a ser sumamente sensible y erógena, sobretodo en los ligamentos laterales, puedes mordisquearlos levemente o succionarlos, no olvides jugar con tu lengua en la parte central de este lugar.
  4. Parte interior de los muslos. Una vez que hayas terminado de divertirte con la parte interna de las rodillas, notarás como tu pareja ya esta empezando a disfrutar bastante toda la situación, entonces puedes pasar a esta zona en la cual debes de tener cuidado, en el sentido de que puedes excitar como nunca a tu pareja o puedes hacer que se muera de la risa. Juega con la parte interna de los muslos pero hazlo de manera firme, ya que si intentas hacerlo tiernamente lo único que lograrás es que tu pareja se ría y cortes el ambiente.
  5. Nalgas. Llámalo como quieras, nalgas, glúteos, pompis, trasero, posaderas, culo, sentaderas, cachetes, etc., esta zona además de ser un atractivo visual para los hombres es el musculo más grande del cuerpo humano y  un lugar sumamente excitante para las mujeres, no sólo sirven para golpearlas o sujetarlas con fuerza, puedes hacer que tu pareja se excite muchísimo si sabes como sujetarlas, morderlas o apretarlas adecuadamente. Al igual que la zona anterior, no olvides hacerlo con firmeza.  (intenta dar un apretón firme justo cuando este en la posición de vaquera montándote)
  6. Pies. El último de nuestra lista pero no por esto el menos importante, cada pie cuenta con una cantidad impresionante de terminales nerviosas, concentradas principalmente en la planta del pie. Puedes excitar a tu pareja estimulando esta zona, pero si lo tuyo no es lamer los dedos de los pies, de igual forma puedes darle un masaje relajante que la hará ponerse de humor para lo que sigue.

Con esto ya tienes más repertorio a tu lista de zonas erógenas, deja en paz por un momento el cuello y las orejas y empieza a explorar el cuerpo de tu pareja, quizás ella cuente con otras zonas que no se encuentran en listadas aquí, pregúntale y te sorprenderá.

 

 

 

Si te gusto este artículo únete a las más de 2,500 personas que reciben nuestras actualizaciones en su email.

Escribe tu email:

IMPORTANTE: Una vez ingreses tu email, te enviaremos un correo de confirmación que es necesario que aceptes para poder enviarte las actualizaciones.

Comments (3)

  1. Luis Guillermo
    Febrero 28, 2013 a 3:41 pm ·

    Buen material como siempre 😉

  2. J.B.
    Marzo 1, 2013 a 9:25 pm ·

    Gracias

Regresar arriba