Aprende todo lo necesario para Satisfacer a una Mujer

¿Cómo durar más en la cama? Controla tu respiración

Los orientales lo llaman manejar la energía sexual, los occidentales la frecuencia cardíaca o flujo sanguíneo, independientemente del nombre, uno de los secretos para durar en la cama es controlar la respiración.

La forma en que respiramos ayuda a controlar el nivel de oxigeno que nuestro cuerpo necesita, en momentos de estrés o con mayor actividad física se requiere una respiración más acelerada debido a que nuestro corazón empieza a bombear más sangre con oxigeno para ayudar a las células a recibirlo y procesarlo.

Nosotros no podemos controlar voluntariamente la forma en que nuestro corazón bombea la sangre, pero podemos controlar la cantidad de oxigeno que le mandamos y por lo tanto lo ayudamos a reducir ese esfuerzo extra.

Imagina el siguiente escenario, estas teniendo sexo y las cosas cada vez se ponen más intensas y por lo tanto hay una mayor excitación, es en este momento cuando tu cerebro le dice a tu corazón, “necesitamos más oxigeno allá abajo” las cosas se están poniendo intensas, tú en automático empiezas a respirar más acelerado para cumplir esta demanda, lo mismo sucede cuando empiezas a moverte como si estuvieras taladrando a tu pareja, en ese momento empiezas a agitarte de tal manera que empiezas a requerir más oxigeno, no sólo para mantener la excitación, si no también por que el esfuerzo físico es mayor.

¿Quieres tener relaciones más largas y no terminar tan rápido? Una gran inhalación de aire ayudará, no es necesario que empieces a inhalar como si te estuvieras hiperventilando, una bocanada grande de aire ayuda a proveer ese oxigeno que tu cuerpo necesita y por lo tanto tu corazón necesita bombear menos sangre para cumplir su demanda.

Recuérdalo, a mayor bombeo de sangre en tu cuerpo o mayor agitación te pueden suceder 2 cosas: eyaculas más rápido o pierdes toda la excitación debido a que la demanda de sangre de tu cuerpo es mayor a la del pene, es decir, tu cuerpo requiere más oxigeno y no puede darse el lujo de tener tu pene excitado.

Es necesario que como hombre hagas consciencia de tus movimientos, respiraciones y acciones durante el sexo, esta será la única forma de mejorarlo, empieza a observar cómo te mueves, como respiras, que es lo que haces en el momento, si haces esto quizás te sorprendas a ti mismo haciendo lo mismo que hace el perro de tu amigo con tu pierna cuando está en celo, y no se detiene hasta que termina.

Recuerda el sexo no se basa en ver quien termina primero, no es una carrera hacia la eyaculación, es todo un acto de placer que involucran muchas más cosas que la evacuación de semen.

Si eres una mujer y estás leyendo esto entonces ayuda a tu pareja, una ventaja de la respiración es que es una acción capaz de contagiarse, si tú como mujer durante el sexo abrazas a tu pareja y empiezas a respirar profundamente junto a su oído, tu pareja por inercia empezará a hacer lo mismo.

La respiración profunda no sólo funciona para calmar los nervios, también para evitar que dures poco en la cama.

Aprende a hacer ejercicios de respiración, te repito, no necesitas empezar con respiraciones profundas como si quisieras entrar en un estado de meditación, simplemente aspira más aire de lo normal por la nariz y libéralo por la boca, deja que tus pulmones se llenen por completo y exhálalo lentamente.

Empieza a practicar esto y verás como con el tiempo podrás alargar tus encuentros sexuales y sobretodo satisfacer a tu pareja.

 

 

 

 

 

Si te gusto este artículo únete a las más de 2,500 personas que reciben nuestras actualizaciones en su email.

Escribe tu email:

IMPORTANTE: Una vez ingreses tu email, te enviaremos un correo de confirmación que es necesario que aceptes para poder enviarte las actualizaciones.

Regresar arriba